Tecnología

Buenas prácticas para la seguridad en retail

Cámaras asociadas a sistemas de gestión constituyen una de las soluciones más adecuadas para prevenir tanto el hurto de mercaderías de los clientes como el “robo hormiga” del propio personal. Ejecutivos de cadenas internacionales cuentan su experiencia tras implementar estas soluciones.

Las propuestas de los expertos de Hikvision

La seguridad en las tiendas departamentales, shoppings y pequeños comercios es una de las grandes preocupaciones de los empresarios del sector del retail. Las pérdidas por robos y maltrato a la propiedad son parte de los informes diarios y los números de faltante de mercadería son una preocupación permanente. Es por eso que los robos a los comerciantes o los cometidos por personal interno suelen requerir atención constante por parte del personal de seguridad. Una de las mejores estrategias para controlar las pérdidas es la implementación de cámaras de videovigilancia
dentro del negocio. Con la propuesta Smart Retail Solution de Hikvision, un método integral y eficiente de seguridad CCTV para la supervisión de personal y apoyo para la prevención de pérdidas, puede asegurarse el mejor rendimiento de un sistema de seguridad en vídeo. Pero más allá de esto, la compañía brinda una perspectiva más amplia de seguridad, que involucre los conceptos y experiencias de todos los implicados en el proceso de ejecución de proyectos en seguridad retail.

PERSPECTIVAS PARA EL MERCADO

“El mercado de retail se encuentra actualmente muy interesado en incorporar tecnologías nuevas y modernas que los ayude a disminuir las diferencias de inventario. Estamos atravesando un período muy complejo para la industria, por ello el mercado retail se interesa en implementar tecnologías que no solo ayuden en la seguridad sino que sean eficientes para mejorar la gestión del negocio” sostiene Matías Jarpa, gerente general GL Group. Para el ejecutivo, el principal indicador de las diferencias de inventarios son los robos internos y externos, que representan el 80% de las diferencias de inventario. Esto es lo que incentiva el interés de invertir en tecnologías de seguridad para el sector, a fin de reducir las pérdidas y mejorar la calidad de servicio para los clientes. A ello se suman las nuevas tendencias de innovación para las cámaras de videovigilancia en retail. Entre ellas, equipos con rendimiento empresarial, es decir cámaras inteligentes con conteo de personas y cartografía térmica ayudan a los propietarios de comercios minoristas a conocer mejor el rendimiento del negocio; monitoreo encubierto con cámaras dedicadas con un tamaño compacto, un tipo de montaje empotrado o un diseño totalmente oculto, pueden crear un entorno de compras estético con menos intrusión; y áreas de compras con cámaras de ojo de pez de alta resolución para visión panorámica sin ángulo cero.

CALIDAD Y RESOLUCIÓN ÚTIL PARA LOS REQUERIMIENTOS

Otro valor importante es que las imágenes registradas sean útiles para identificar incidentes sospechosos y patrones de posibles delitos. Para ello es importante que las cámaras instaladas incluyan tecnología avanzada, calidad de imagen y procedimientos de gestión funcionales. “Hoy las empresas están buscando soluciones asociadas a cámaras HD o Full HD integradas a un software de gestión. Este software, al mismo tiempo, debe ofrecer analítica tanto desde el punto de vista de la seguridad como desde el comercial. Entre las características importantes se destaca la integración con POS, conteo de personas, reconocimiento facial, etc.”, plantea Álvaro Brodsky, Category Manager de Intcomex Chile, uno de los profesionales consultados para este informe. Para que estos recursos sean productivos, es necesario contar con equipos y analíticas que cumplan con todos los requerimientos y ofrezcan un soporte de tecnología compatible con las tendencias y necesidades del mercado retail. Al respecto, el ejecutivo indica que Hikvision “es capaz de cumplir con los diferentes requerimientos según cuales sean los que posee el cliente. La gama de productos y sus prestaciones están ligadas a los niveles de hardware del fabricante. El crecimiento del mercado fue exponencial en los últimos años debido, principalmente, a que la tecnología mejoró en forma importante. Este cambio se dio en los últimos cuatro años, lo que provocó que las empresas de retail tengan que replantear el uso de estas nuevas tecnologías”.

PRINCIPALES REQUISITOS DE UN BUEN SISTEMA DE SEGURIDAD

En un sistema CCTV exitoso para el segmento retail se requieren ciertas características específicas que no se deben dejar de lado. Si bien todo depende de la cobertura del espacio y del subrubro del retail específico, hay algunos mensajes clave que funcionan de manera óptima para todos los comercios, sean grandes o pequeños. El primero es que los sistemas de CCTV no operan por sí solos: detrás de la implementación de una cámara de seguridad debe haber un buen software de vídeo que lo apoye y es fundamental un equipo de profesionales que le agregue valor al trabajo de revisión y control. El segundo mensaje importante es que las cámaras pueden ser una herramienta disuasiva. Instalar los equipos de seguridad de manera camuflada puede ser útil para algunas funciones pero colocar las cámaras de manera visible genera una sensación de seguridad y protección. “Experiencias en otros países indican que colocar las cámaras a más baja altura para que la gente las vea constantemente tiene un efecto positivo, incluso recurrir a carteles que recuerda al público que están siendo grabados denota resultados tangibles, al aumentar el efecto disuasivo en el individuo que está por cometer un robo, y porque está comprobado que las personas que van a comprar regularmente se sienten mucho más seguras cuando hay cámaras visibles”, expresó Matías Jarpa de GLGroup. La solución de Hikvision para el segmento del retail cuenta con una gama de productos capaces de cubrir cada uno de los requerimientos, según las necesidades del proyecto, con cámaras PTZ con resolución HD que ofrecen hasta 4K de alta resolución, rango de infrarrojos de 200 metros (IR) resistentes al vandalismo, hasta cámaras con video Full HD de 1080p con una increíble velocidad de captura de 60 FPS. También cuenta con dispositivos provistos de tecnología de detección inteligente, incluyendo detección de cruce de línea, detección de intrusión, entrada/salida que pueden ser camufladas y encubiertas en el entorno, entre otras opciones de análisis.

INTEGRACIÓN Y RESPALDO

Otro gran reto en seguridad, actualmente, está en la integración de sistemas: los clientes solicitan que tanto los controles de acceso como los sistemas CCTV y las alarmas de incendio operen bajo una misma plataforma de software, ya que esto facilita de manera importante la gestión de los sistemas en el negocio y el monitoreo y control de situaciones de peligro en entornos tan concurridos como los centros comerciales o comercios. “Para los centros comerciales es tan importante evitar los robos como controlar la situación en eventos mal intencionados. Es por eso que en la sala de monitoreo es necesario el respaldo para poder dar respuestas en tiempo real y contar con guardias capacitados para atender esta función”, indica Gary Cesar Apulaca, Gerente Comercial de Tomax Inversiones. Para el ejecutivo de Tomax, asimismo, es importante asesorar a los clientes sobre las nuevas tecnologías que tienen actualmente los sistemas de CCTV orientadas al sector del retail, ya que ahora existen cámaras que incluyen analíticas por medio de las cuales no solo pueden potenciarse las ventas sino también monitorear el control del público que ingresa a sus tiendas y ofrecer una respuesta óptima en situaciones de riesgo.

PROYECCIONES EN SEGURIDAD PARA LA REGIÓN

Si bien algunos proyectos para los países de habla hispana incluyen la instalación de equipos con analíticas, para incentivar el crecimiento del negocio en retail o sistemas CCTV con integración a otras soluciones, este es un mercado potencial y de amplio crecimiento para la región. “Creemos que la región todavía está atrasada en ese sentido. Hay en este momento algunos proyectos que comenzaron a utilizar las soluciones de seguridad con fines productivos y operacionales, pero en muchas empresas aún el área de seguridad no está integrada a la gestión operacional y productiva”, plantea Jarpa, de GL Group.
Para poder explotar este mercado y generar proyectos que brinden buenos resultados a los clientes, es necesario contar con el respaldo de un equipo que trabaje en innovación y cuente con la tecnología para poner en práctica los requerimientos actuales del sector retail. “Es necesario trabajar con una empresa que brinde ventajas en tecnología y permita adaptar la oferta de soluciones a todas las necesidades del mercado y Hikvision cuenta con todos los recursos para ello. Cada cliente tiene un requerimiento distinto y la flexibilidad que tenemos está en poder ofrecer desde un kit básico para una tienda muy pequeña hasta un proyecto con más de 500 cámaras en varios pisos, distintos tipos de cámaras y calidades que se adapten a cada necesidad”, afirmó el directivo de GL Group. En la región es el momento de buscar nuevas oportunidades de negocio en el segmento retail, es un mercado cambiante y con nuevos retos, que está en constante crecimiento y ávido de nuevas propuestas de mejorar los sistemas de seguridad que simbolizan la base de una buena calidad de servicio y un mejor control del negocio. Las buenas prácticas ya están encaminadas, solo es hora de buscar a los aliados adecuados y empezar a formar el camino para nuevas oportunidades.